Archivo de la categoría: Biodiversidad

Nueva orden de criaturas marinas descubiertas entre las anémonas de mar

 

Esta anémona de mar, Actiniidae sp., Fue fotografiado en Algoa Bay, Port Elizabeth, Sudáfrica. Crédito: Derecho de Autor Bernard Picton / Museos Nacionales de Irlanda del Norte

Una criatura de aguas profundas que antes se consideraba una de las mayores anémonas de mar del mundo, con tentáculos que llegan a más de 6,5 metros de largo, en realidad pertenece a un nuevo orden de los animales. El hallazgo es parte de un nuevo estudio basado en el ADN dirigido por el Museo Americano de Historia Natural, que presenta el primer árbol de la vida para las anémonas de mar, un grupo que incluye más de 1.200 especies. El informe, que se publica hoy en la revista PLoS ONE , da nueva forma a la comprensión de los científicos sobre las relaciones entre estos animales poco conocidos.

“El descubrimiento de este nuevo orden de cnidarios – un filo que incluye medusas, corales, anémonas de mar, y sus parientes – es el equivalente a encontrar el primer miembro de un grupo como primates o roedores”, dijo Estefanía Rodríguez, un asistente curador de la División del Museo de Zoología de Invertebrados y autor principal de la nueva publicación. “La diferencia es que la mayoría de la gente está mucho más familiarizado con los animales como los chimpancés y ratas que lo están con la vida en el fondo del océano. Pero este hallazgo increíble nos dice que tenemos mucho más que aprender y descubrir en el océano.”

Rodríguez, junto con un equipo internacional de investigadores, llevó a cabo un estudio de cuatro años para organizar las anémonas de mar en un “natural” o filogenético, así, sobre la base de sus relaciones evolutivas. Las anémonas de mar son escozor pólipos que pasan la mayor parte de su tiempo adheridos a las rocas en el fondo del mar o en los arrecifes de coral. Aunque varían mucho en tamaño y color, anémonas tienen muy pocas estructuras que lo definen. Como resultado, la clasificación de estos animales sobre la base de la morfología por sí solo puede ser difícil.

“Las anémonas son animales muy simples”, dijo Rodríguez. “Debido a esto, ellos se agrupan por su falta de caracteres -. Por ejemplo, la ausencia de un esqueleto o la falta de fomento de la colonia, como se ve en los corales Así que no fue una gran sorpresa cuando comenzó a miran sus datos moleculares y encontraron que las clasificaciones tradicionales de anémonas estaban equivocados “.

Los investigadores compararon las secciones específicas de ADN de más de 112 especies de anémonas recogidos de los océanos de todo el mundo. Sobre la base de los datos genéticos y la organización de sus estructuras internas, los científicos redujeron las sub-órdenes de anémonas de cuatro a dos.

También descubrieron que una de las especies que se analizaron no es una anémona de mar en absoluto. Este animal, anteriormente llamado Boloceroides daphneae , fue descubierto en 2006 en las profundidades del Océano Pacífico al este y se marcó como uno de los más grandes de las anémonas de mar de la existencia. Pero el nuevo estudio lo desplaza fuera del árbol de la vida para las anémonas. En cambio, los investigadores colocaron en un nuevo orden creado – una clasificación igual a carnivoria en mamíferos o reptiles en crocodilia – bajo la sub-clase Hexacorallia, que incluye corales pétreos, anémonas y corales negros. El nuevo nombre del animal, que vive al lado de las fuentes hidrotermales, es Relicanthus daphneae .

Daphneae Relicanthus es un ejemplo clásico de evolución convergente, la evolución independiente de características similares en especies de diferentes linajes.

“A pesar de que este animal se parece mucho a una anémona de mar, no es una”, dijo Rodríguez. “Ambos grupos de animales carecen de los mismos personajes, pero nuestra investigación muestra que mientras las anémonas perdieron esos personajes a través de millones de años de evolución, R. daphneae nunca tuvo ellos. Poniendo estos animales en el mismo grupo sería como gusanos y serpientes que clasifican juntos porque ni tienen piernas “.

Por ahora, Relicanthus daphneae es la única especie en el nuevo orden, pero los investigadores esperan cambiar eso. “Aunque siempre hemos sabido de la existencia de este animal gigante, es sólo en los últimos años que estamos empezando a entender dónde encaja en el árbol de la vida”, dijo Rodríguez. “Así que imaginen qué más sigue ahí fuera a descubrir.”


Historia de Fuente:

La historia anterior se basa en los materiales proporcionados por el Museo Americano de Historia Natural .

Nota: Los materiales pueden ser editados por el contenido y duración.


Nueva orden de criaturas marinas descubiertas entre las anémonas de mar – ScienceDaily.

Anuncios

Comentarios desactivados en Nueva orden de criaturas marinas descubiertas entre las anémonas de mar

Archivado bajo Biodiversidad, Biología Marina, Zoología

El infierno del tiburón | EL PAÍS

Una ONG de Hong Kong descubre que en el mayor matadero de escualos del mundo se comercia también con especies en peligro de extinción

Exterior del mayor matadero de tiburones del mundo situado en Puqi, China / WILDLIFERISK

Las imágenes de la cámara oculta muestran un lugar que pone los pelos de punta: lo que parece una lonja de pescado cualquiera encierra en realidad el mayor matadero de tiburones del mundo. El suelo está manchado de sangre y aparece cubierto de partes de estos animales. Una decena de trabajadores las clasifican y manipulan sin ningún tipo de medida higiénica. De este anodino edificio, situado en el pueblo de Puqi, en la provincia oriental china de Zhejiang, salen cada año unas 200 toneladas de aceite de tiburón, que se utilizan en la elaboración de diferentes productos medicinales, y, en el caso del aceite de hígado, en la producción de cremas cosméticas y de suplementos alimenticios con Omega-3.

Es fácil entender por qué se pueden llegar a pagar 200.000 yuanes (24.000 euros) por un solo escualo. Se aprovecha casi todo. Las aletas terminan en sopas de adinerados ciudadanos chinos de la provincia sureña de Guangdong, conocida por sus controvertidos gustos culinarios, y con la piel se trafica para que la industria peletera pueda ofrecer productos exóticos a precios exorbitantes. Más barata resulta la carne, que se seca y se exporta. Como hace un año Taiwán prohibió su comercialización, su destino ahora es Sri Lanka y restaurantes chinos de Francia e Italia.

Un solo escualo puede costar 200.000 yuanes (24.000 euros) 

Pero lo peor no es nada de esto. De hecho, procesar carne de tiburón incluso es legal. El problema está en que los análisis de ADN realizados por la ONG de Hong Kong WildLifeRisk, que ha pasado cuatro años investigando el caso con cámaras ocultas, han demostrado que esta inusual pescadería comercia con especies como el tiburón ballena, el gran tiburón blanco, o el tiburón peregrino. Todas ellas están en peligro de extinción y, por ello, tanto la legislación internacional como la china los protege. El propietario del negocio, apellidado Li, reconoce en las grabaciones que su empresa los utiliza, aunque en cantidades menores a las del tiburón azul. Aun así, la ONG ecologista estima que al menos 600 especímenes de tiburones ballena acaban en la lonja de Puqi cada año.

Y la que han investigado es solo una de las muchas que operan en la costa este de China. La mayoría compra los tiburones a pescadores taiwaneses -según Li suponen el 80% de sus proveedores- que tienen a los tiburones en su punto de mira o que los encuentran por casualidad en sus redes mientras pescan otras especies y ven la oportunidad de hacer negocio. La mayoría de los escualos se captura en el Océano Pacífico, sobre todo en aguas cercanas a Filipinas, Indonesia y México, casi todos acaban en China. “La escala de estas instalaciones no es comparable a la de ninguna otra”, asegura el codirector de WildLifeRisk, Paul Hilton, en un comunicado de prensa remitido a EL PAÍS.

Sri Lanka y los restaurantes chinos de Francia e Italia son los principales destinos de la carne de tiburón

El equipo de Hilton se hizo pasar por un grupo internacional de importadores de pescado interesado en añadir productos exóticos a su catálogo, y así consiguió entrar en el matadero de Li en tres ocasiones. “En todas nos sorprendió la cantidad de animales que había. Una vez conté hasta 30 en el suelo. Y lo peor es que todo esto no tiene nada que ver con las necesidades básicas de la gente, sino con la producción de pintalabios, cremas, y sopa de aleta de tiburón”, denuncia. “Muchos de estos productos se exportan a países de la Unión Europea, Estados Unidos, y Canadá, violando la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies en Peligro (CITES), que es de obligatorio cumplimiento y que China ha firmado”.

Un funcionario del Buró de Pesca de China, cuya identidad se mantiene en el anonimato, aseguró ayer al diario de Hong Kong South China Morning Post que en China no existen barcos especialmente preparados para la pesca de tiburones y que la captura de las tres especies descubiertas por la ONG es ilegal y está penada con multas y cárcel. De hecho, añadió que es obligatorio informar a las Autoridades si se produce cualquier pesca accidental de estos animales. No obstante, reconoció que el negocio ilegal se lleva a cabo de noche. Con miles de kilómetros de costa, es difícil ponerle coto.

Un gran negocio en la sombra

Z. ALDAMA

Hace siglos, la sopa de aleta de tiburón estaba reservada exclusivamente al emperador de China. Hoy, muchos restaurantes la ofrecen por todo el país. Dicen que previene enfermedades y que es de ayuda para superar males comunes como el de la gripe. Su precio siempre es elevado, aunque las autoridades chinas aseguran que la mayoría no está elaborada con verdadera carne de tiburón sino con sucedáneos de pescado.

Pero en un país de 1.400 millones de habitantes en el que la clase más adinerada -y supersticiosa- crece sin parar, basta con que solo un pequeño porcentaje sea real para que el daño resulte irreversible. No en vano, según la ONG Wild Aid, 73 millones de tiburones mueren cada año para satisfacer la voracidad de la población china. Y eso que los científicos advierten del alto contenido en mercurio de su carne. El 99% muere lentamente en el mar después de que se le haya cortado la aleta y haya sido devuelto al agua.

Así, 50 de las 307 especies reconocidas de este escualo están en peligro de extinción. Y no son las únicas. La medicina tradicional china utiliza ingredientes de otros animales exóticos, como el hueso de tigre o el cuerno de rinoceronte, en sus pócimas. No obstante, la presión del Gobierno ha llevado a la modificación del vademécum para que se retiren, y diferentes organizaciones ven pasos positivos. El último, apuntan, ha sido la destrucción de seis toneladas de marfil en la ciudad de Dongguan. No obstante, la demanda todavía supera la oferta. “Si queremos salvar a especies como el tiburón ballena de la extinción, tenemos que castigar a los individuos que se saltan la legalidad internacional y exigir transparencia para que los consumidores puedan elegir los productos sabiendo qué compran”, sentencia Paul Hilton, de WildLifeRisk.

El infierno del tiburón | Sociedad | EL PAÍS.

2 comentarios

Archivado bajo Biodiversidad, Medio ambiente

Descubren un «mundo perdido» con nuevas especies en Australia

Un gecko con la cola como una hoja, una lagartija dorada y una rana que vive en las rocas han permanecido aislados durante millones de años en una planicie selvática prácticamente fortificada

Una expedición de National Geographic y la australiana Universidad James Cook ha descubierto tres especies de vertebrados nuevas para la ciencia, que han permanecido aisladas del resto del mundo durante millones de años en una remota montaña de la Península del Cabo York, en el noreste de Australia. Se trata de un gecko con una cola que parece una hoja, una lagartija dorada, y una rana que habita en las rocas, descritos en la revista Zootaxa. Los hallazgos han impresionado tanto al equipo científico que no dudan en calificar el lugar de «mundo perdido».

En efecto, la cadena de montañas escarpadas del Cabo Melville es un lugar impresionante, en el que millones de rocas de granito negro del tamaño de un coche o de una casa se apilan formando grupos de cientos de metros de altura. Encima, se extiende una planicie de selva tropical que hasta ahora había permanecido prácticamente sin explorar, fortificada por paredes de rocas masivas.

El pasado marzo, los investigadores volaron en helicóptero para explorar estas tierras altas. «Los resultados fueron increíbles», afirman desde la James Cook en un comunicado. En cuestión de días, los científicos habían descubierto tres nuevas especies de vertebrados muy distintos, así como otra serie de especies interesantes que también pueden ser nuevas para la ciencia.

Grande y primitivo

La altiplanicie de Cabo Melville es una especie de «isla» aislada en en la que el gecko, la lagartija y la rana vistos por primera vez «han permanecido completamente aislados durante millones de años, evolucionando en su entorno rocoso único», explica Conrad Hoskin, autor del estudio.

Lo más destacado fue el descubrimiento del gecko de cola plana con forma de hoja, un vertebrado grande (20 cm), «de aspecto primitivo», considerado una reliquia del antiguo continente Gondwana, de una época en que la selva era más común en Australia. Ha sido bautizado como Saltuarius eximius, que significa excepcional o extraordinario, por lo diferente que es de todos sus familiares. Pasa el día escondido en las rocas y de noche sale de caza. Muy camuflado, se sienta inmóvil, la cabeza hacia abajo, a la espera de que pasen insectos o arañas. Destacan sus enormes ojos, con el cuerpo y las extremidades muy largas y delgadas, probablemente adaptaciones a la vida en los campos de cantos rodados con poca luz.

La lagartija doradaCONRAD HOSKIN

La lagartija del cabo Melville ( Saproscincus saltus) tiene un bonito color dorado y largos miembros, pero a diferencia del gecko está activa durante el día, corriendo y saltando de roca en roca, cazando insectos. También se descubrió una fascinante rana que vive en las rocas (Cophixalus petrophilus), que solo habita los campos de cantos rodados. Durante la estación seca, la rana vive en lo profundo del laberinto del campo de piedra, donde las condiciones son frías y húmedas. En la temporada de lluvias del verano, emerge a la superficie sobre las rocas para alimentarse y reproducirse bajo la lluvia.

«Cualquiera podría preguntarse cómo los renacuajos de una rana pueden vivir en un campo de rocas sin agua -apunta Hoskin-. La respuesta es que los huevos son depositados en las grietas húmedas de las rocas y los renacuajos se desarrollan dentro de los huevos, custodiados por el macho, hasta que las ranitas totalmente formadas eclosionan».

«La parte superior de Cabo Melville es un mundo perdido. Encontrar estas nuevas especies allí es el descubrimiento de toda una vida. Todavía estoy sorprendido», reconoce Hoskin.

La rana de las rocas CONRAD HOSKIN

Descubren un «mundo perdido» con nuevas especies en Australia – ABC.es.

Comentarios desactivados en Descubren un «mundo perdido» con nuevas especies en Australia

Archivado bajo Biodiversidad

Descubren un paraíso perdido con 60 nuevas especies en la selva de Surinam

El equipo internacional de biólogos encontró en ese área remota, sin influencia humana, ranas, peces e insectos jamás catalogados antes

La rana cocoa

Una expedición científica ha descubiertosesenta nuevas especies hasta ahora desconocidas, entre ellas seis tipos de ranas, una serpiente, once pecesdiferentes e infinidad de insectos,en la zona selvática menos accesible del sureste de Surinam. Según la organización ambientalista Conservación Internacional, un equipo de biólogos de varios países exploró áreas remotas sin influencia humana y se topó con decenas de especies endémicas de ese área del país que jamás antes habían sido catalogadas.

La expedición se llevó a cabo durante 2012 en ese pequeño país suramericano al norte de Brasil y cercado por Guyana, la Guyana Francesa y el Atlántico, y estuvo a cargo de un equipo de dieciséis científicos participantes en un programa de Conservación Internacional.

Llamativo insecto saltador

Los descubrimientos se efectuaron en la cuenca alta del río Palumeu, donde, por ejemplo, se notificó la existencia de la “rana cocoa”, una especie de color chocolate que vive en los árboles y que se ayuda de la forma redondeada de sus dedos para adherirse a la cima de los árboles. “Como otros anfibios, su piel casi permeable le hace ser muy sensible a cambios medioambientales, especialmente del agua”, dijo el director del proyecto de exploración, Trond Larsen, de Conservación Internacional, al presentar estos resultados.

El científico subrayó que haber encontrado esta nueva especie tiene una particular importancia si se tiene en cuenta que sólo en las tres últimas décadas cien especies de ranas han desaparecido en territorios de todo el mundo.

Escarabajo liliputiense

Escarabajo liliputiense

Otro de los hallazgos más llamativos de la expedición fue un diminuto “escarabajo liliputiense” de tan sólo 2,3 milímetros considerado, probablemente, el segundo más pequeño de Sudamérica y que está provisto de una antena que le permite captar olores a grandes distancias.

“Los escarabajos juegan un papel fundamental en la cadena ecológica y ayudan a mantener los ecosistemas”, señaló el científico en un comunicado, tras recordar que esos insectos regulan la presencia de parásitos y enfermedades, dispersan semillas y reciclan nutrientes que favorecen el crecimiento de la vegetación. La lista de hallazgos incluye igualmente a un pez que el estudio denomina de tipo tetra, muy colorido y de pequeño tamaño que los científicos piensan que nunca antes había sido catalogado.

Un territorio único

Los responsables del estudio inciden en que los hallazgos son una muestra de que se debe prestar especial atención a la conservación de la naturaleza en Surinam, considerado un territorio de importancia clave por los ecosistemas naturales que alberga.

El director ejecutivo de Conservación Internacional, John Goedschalk, apuntó que la riqueza de la vegetación y animal de los bosques de Surinam son una muestra de la importancia de mantener un desarrollo sostenible. Además, dijo que un territorio como Surinam puede ser un proveedor de agua en un mundo con sequías y graves carencias en el suministro de ese bien de primera necesidad.

Surinam es un territorio que contiene el 25 % de toda la superficie mundial de bosque pluvial y es selva en un 95 % de su terreno, según datos de Conservación Internacional. Por ello, esta organización ha trabajado durante más de veinte años con el Gobierno local para proteger su más importante activo.

El estudio científico se llevó a cabo en el cauce alto del Río Palumeu, donde se verificó la buena calidad del agua, aunque con cierta presencia de mercurio que los científicos achacan a actividad minera en países vecinos.

Descubren un paraíso perdido con 60 nuevas especies en la selva de Surinam – ABC.es.

Comentarios desactivados en Descubren un paraíso perdido con 60 nuevas especies en la selva de Surinam

Archivado bajo Biodiversidad, Botánica, Zoología

Descubierta la bacteria acuática más pequeña del Mediterráneo

El hallazgo, realizado por un grupo de científicos de la Universidad de Valencia, se ha publicado en la revista especializada ‘Nature Scientific Reports’

Un grupo de científicos del Institut Cavanilles de Biodiversitat i Biologia Evolutiva de la Universitat de València (UV) ha descubierto la bacteria acuática más pequeña descrita hasta ahora en las aguas del Mediterráneo, aunque está presente en varios lugares del planeta.

Según ha informado la UV en un comunicado, el hallazgo se ha publicado en la revista especializada Nature Scientific Reports.

En comparación con la bacteria más conocida popularmente, Escherichia cuele, la nueva bacteria tiene un tamaño unas 150 veces inferior, por lo que se aproxima bastante a los límites teóricos de las dimensiones mínimas de un ser vivo autónomo.

El grupo de trabajo ha sido dirigido por el profesor Antonio Camacho en colaboración con el profesor Rodríguez-Valera, de la Universidad Miguel Hernández.

Los resultados de la investigación son importantes tanto por el descubrimiento de un grupo de bacterias completamente nuevo y con características genéticas diferenciadas, como por la posible relevancia ecológica de este grupo de bacterias llamadas, por el momento, ‘Candidatus Actinomarinidae’.

Estas bacterias están asociadas “a los máximos productivos de los océanos, registrados en profundidades alrededor del 50 metros entre primavera y otoño”, apunta Camacho.

Los investigadores han estudiado el llamado máximo profundo de clorofila (en inglés, DCM-Deep Chlorophyll Maximum) en varias áreas del planeta y, más en detalle, en el mar Mediterráneo y han descrito, con técnicas de secuenciación masiva, toda la microbiota que habita estas zonas de los mares y océanos.

Estas técnicas “permiten desgranar toda la diversidad microbiana de un ecosistema -se obtienen millones de secuencias génicas que permiten identificar todos los microorganismos que viven en él- e identificar genes claves que pueden explicar el papel ecológico de los microorganismos en el ecosistema.

Estos resultados después se comparan con los datos ambientales sacados en el estudio y permiten obtener más detalle sobre el funcionamiento de los ciclos biogeoquímicos, según Camacho, quien recuerda que los microorganismos acumulan más del 90 % de la biomasa de los océanos.

Descubierta la bacteria acuática más pequeña del Mediterráneo.

Comentarios desactivados en Descubierta la bacteria acuática más pequeña del Mediterráneo

Archivado bajo Bactheria, Biodiversidad, Comunidad Valenciana, Mediterráneo

Formas de vida de hace 100.000 años aparecen bajo el hielo de la Antártida

Estos organismos extremos habitan los sedimentos de un lago subglacial, a 93 metros de profundidad

Bajo el hielo de la Antártida, donde no se esperaría encontrar nada, existe vida. Diminuta pero resistente en extremo, organismos que han sido capaces de soportar las condiciones de un infierno helado durante milenios. Científicos británicos han encontrado en el lago subglacial Hodgson, en la península antártica, diversos microbios que datan de hace casi 100.000 años. Y los han hallado en los sedimentos, no en las capas más cercanas al hielo, como sí se ha logrado en otras ocasiones.

La posibilidad de que distintas formas de vida extrema existan en los lagos fríos y oscuros escondidos varios kilómetros por debajo de la capa de hielo de la Antártida ha fascinado a los científicos desde hace décadas. El muestreo directo de estos lagos presenta unos enormes desafíos tecnológicos, pero los científicos pueden utilizar una triste circunstancia a su favor. La capa de hielo antártica se derrite y retrocede a un ritmo sin precedentes debido al aumento de la temperatura de los polos. Esto provoca que la capa sobre los lagos subglaciales sea cada vez más fina, y estos queden expuestos por primera vez desde que fueran enterrados hace más de 100.000 años.

Los científicos del British Antarctic Survey (BAS), y las universidades de Northumbria y Edimburgo decidieron trabajar en el lago Hodgson, cubierto por más de 400 m de hielo al final de la última Edad de Hielo, pero ahora un lago subglacial emergente, con una fina capa de apenas 3 o 4 metros de hielo. El lago tiene aproximadamente 1,5 km de largo por 1,5 km de ancho, y el fondo se sitúa a 93 metros de profundidad

Una «cápsula del tiempo»

El lago parecía un medio hostil para cualquier forma de vida, pero las capas de lodo en el fondo representan una «cápsula del tiempo» que almacena el ADN de los microbios que han vivido allí durante milenios. Según explican los científicos, los primeros centímetros del núcleo contienen organismos actuales y recientes que habitan en el lago, pero una vez que se alcanzan los 3,2 m de profundidad es probable que los microbios encontrados tengan casi 100.000 años.

«Lo sorprendente fue la gran biomasa y diversidad que encontramos. Esta es la primera vez que han sido identificados microbios viviendo en los sedimentos de un lago subglacial antártico e indica que la vida puede existir y prosperar en ambientes que podríamos considerar demasiado extremos», dice el autor principal, David Pearce, de la Universidad de Northumbria. «El hecho de que estos organismos hayan sobrevivido en un entorno tan singular puede significar que se han desarrollado de una forma única que podría dar lugar a emocionantes descubrimientos. Esta es la primera etapa y ahora tenemos que trabajar más para investigar a fondo estas formas de vida».

Parte de la vida descubierta está en forma de ADN fósil, mostrando que muchos tipos diferentes de bacterias viven allí, incluyendo una variedad de extremófilos, especies adaptadas a los ambientes más extremos. Estos utilizan una variedad de métodos químicos para mantener la vida tanto con como sin oxígeno.

Nuevas especies

Una secuencia de ADN se relaciona con los más antiguos organismos conocidos en la Tierra y partes del ADN no se han descrito previamente.Muchas de las especies son susceptibles de ser nuevas para la ciencia. Los científicos creen que los organismos que viven en los lagos subglaciales podrían dar pistas sobre cómo la vida podría sobrevivir en otros planetas.

A finales del año pasado una expedición británica para perforar en el lago Ellsworth fue cancelada después de dificultades técnicas. Expediciones estadounidenses hablan de miles de formas de vida cerca del borde de la capa de hielo del lago Vostok, una colonia de microbios que, estiman, ha permanecido aislada durante más de 2.800 años en el lago Vida, y bacterias vivas, células con ADN que podrían haber vivido aisladas durante 100.000 años en el lago Whillans. Un proyecto liderado por Rusia también dijo haber encontrado evidencias de vida cerca de la superficie de un lago subglacial.

Formas de vida de hace 100.000 años aparecen bajo el hielo de la Antártida – ABC.es.

Comentarios desactivados en Formas de vida de hace 100.000 años aparecen bajo el hielo de la Antártida

Archivado bajo Bactheria, Biodiversidad

Europa pierde a la mitad de sus mariposas

La Agencia Europea de Medio Ambiente alerta sobre el descenso de la población de estos insectos por la intensificación de la agricultura y el uso de pesticidas

La población de mariposas de pradera ha disminuido a la mitad en Europa entre 1990 y 2011, según un informe difundido este martes por la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) en el que se responsabiliza de esta situación a la intensificación de la agricultura y a la incapacidad de gestionar adecuadamente los ecosistemas de pastizales.

El documento califica de «preocupante» el descenso de la población de este tipo de mariposa, considerada «un indicador representativo» de las tendencias observadas en la mayoría de los insectos terrestres. Es decir, que las mariposas son indicadores útiles de la biodiversidad y la salud de los ecosistemas, según la AEMA.

En concreto, el informe analiza un total de 17 especies de mariposas en 19 países de Europa de las que ocho han disminuido, dos se han mantenido estables y una ha aumentado. En las restantes seis especies, la tendencia es incierta, según el documento.

Las especies examinadas son la mariposa azul común (‘Polyommatus Icarus’), que ha disminuido de manera significativa; la mariposa de puntas naranjas (‘Cardamines anthocharis’), que se mantiene estable desde 1990; y la ‘Lulworth Skipper’ (‘Thymelicus acteon’), que muestra una tendencia incierta en las últimas dos décadas.

En cuanto a las causas que explican el descenso de las poblaciones, el informe hace alusión a la intensificación de la agricultura y al abandono de las tierras en las regiones montañosas y húmedas, principalmente en el este y sur de Europa, lo que ha provocado «la pérdida y degradación de hábitat» para estas mariposas.

Vulnerables a los pesticidas

El documento también menciona la vulnerabilidad de las mariposas a los pesticidas utilizados en los sistemas agrícolas intensivos y señala que, en algunas regiones del noroeste de Europa, estas mariposas de pradera están limitadas prácticamente a carreteras, vías de ferrocarril abandonadas, áreas urbanas o reservas naturales.

En palabras de la directora ejecutiva de la AEMA, Hans Bruyninckx, «este dramático descenso de mariposas de pradera debe hace saltar las alarmas» y ha advertido de que, si no se mantienen sus hábitats,«se podrían perder muchas de estas especies para siempre»,insistiendo en la importancia de las mariposas y otros insectos en la polinización de los ecosistemas y la agricultura.

Europa pierde a la mitad de sus mariposas – ABC.es.

Comentarios desactivados en Europa pierde a la mitad de sus mariposas

Archivado bajo Biodiversidad, Zoología