La oruga cósmica

Recreación artística del nudo cósmico en forma de oruga. | NASA

La última postal cósmica que acaba de enviar el telescopio espacial Hubble es una gran nube de polvo y gas interestelar con forma de oruga. Se trata del embrión de una futura estrella que aún se encuentra en proceso de formación, bombardeada por chorros de radiación ultravioleta proveniente de estrellas ultrabrillantes que esculpen la espectacular estructura de la ‘oruga’.

Según informa la NASA en un comunicado, estos astros, conocidos como como de ‘tipo O’, se encuentran entre las 65 estrellas más calientes y brillantes que se conocen, y se encuentran a 15 años luz de la nube de polvo y gas. Las estrellas ultrabrillantes, junto con otros 500 astros menos luminosos denominados de ‘tipo B’, componen la llamada asociación ‘Cygnus OB2’, un conjunto estelar que tiene una mása 30.000 veces máyor que nuestro sol.

La impresionante ‘oruga cósmica’ es, por tanto, una estrella embrionaria en una etapa muy primitiva de su formación. Los astrónomos creen que las protoestrellas de esta región se convertirán en astros jóvenes, que tendrán aproximadamente una masa diez veces mayor que el Sol. Sin embargo, si la radiación de las estrellas vecinas erosiona su estructura antes de que terminen de formarse, su masa podría acabar siendo mucho más reducida.

Las observaciones captadas por el Hubble de la estrella embrionaria muestran que todavía está recogiendo gran cantidad de material. Sólo el tiempo dirá si el astro que surja finalmente de la ‘oruga’ será un “peso pesado” o “ligero” en lo que respecta a su masa.

La oruga cósmica | Ciencia | elmundo.es.

Comentarios desactivados en La oruga cósmica

Archivado bajo Astronomía, Hubble

Los comentarios están cerrados.